Alcornoques en acogida

Tenemos unos retoños a nuestro cuidado. Desde ahora y hasta abril del año que viene, cuidaremos de estos 32 alcornoquitos para que se vayan aclimatando al ambiente malaguita. Cuando llegue la fecha, les buscaremos suelo. Alcornoques creemos (aunque quizás luego nos sorprendan…).

Nos presentamos a los premios «Málaga Viva»

¿Y por qué no? Muy en línea con nuestra filosofía de vida, queremos una Málaga Viva. Encajamos en la modalidad Árbol:  «actuaciones demostrativas así como trabajos o actuaciones artísticas (como podemos ver en la entrada anterior), de información y divulgación, educación y formación ambiental». A lo que añadiríamos «y de participación ciudadana».

Se gane o se pierda… lo importante es participar. ¡Nos vemos en el huerto!

Más info CLIC AQUÍ

Bokashi. II Parte.

Hoy nos hemos metido en materia. Antonio nos ha traído la primera remesa de Bokashi.

Como ya teníamos preparado un espacio para este fin, simplemente hemos cavado una parcelita para enterrar la porción mensual. Y ahora, a esperar a que termine el proceso de compostaje bajo tierra (un mes).

Antonio también nos ha traído el lixiviado del proceso. Se utiliza como fertilizante, como alimento para las lombrices o como acelerador del proceso de compostaje (diluido en agua en una proporción 10:1000 ml).

Si se utiliza como fertilizante es mejor echarlo en la tierra. Si se pulveriza la hoja o el fruto habría que esperar un tiempo para consumir esa planta.

También se puede utilizar como desatascador de desagües (sin diluir).

Para conservarlo, guardar en un lugar fresco y resguardado de la luz. No sabemos muy bien cuánto puede durar. Iremos observando.